sábado, 16 de enero de 2010

AGRADECIMIENTOS...

Vuelvo con las fuerzas renovadas del que ha pasado por un terremoto en su vida. Mi existencia ha dado un giro inesperado y me ha durado, por desgracia para mí, todas las vacaciones navideñas. Vuelvo sin rencores, sin resentimientos, sin rabias pasadas. Vuelvo en presente, siendo yo misma, a solas con la vida, que se me enfrenta ahora con toda la crudeza, pero también con todas las bondades... para enseñarme que debo agarrarla por los cuernos, pero con la suavidad de la seda para no dañarla.
Siempre es un buen momento para tener recuerdos gratos, y en la actualidad siento que debo agradecer muchas cosas que me han ocurrido.
Muchas personas han dejado su huella en mí y serán los primeros en recibir ese reconocimiento. Mis padres, los primeros en recibir este obligado homenaje. Sin ellos y sin sus grandes e importantes decisiones no estaría yo aquí. Si yo os contara que vivo por casualidad no lo creeríais, pero fue así. Otro día os regalaré el relato donde narro este suceso tan importante en mi vida y en la de mis hermanos. Gracias por haberme entregado estos fuertes genes que soportan todo.
Mención señalada a C. por haber hecho que descubriese las mieles del placer, del amor primero y sobre todo por haber sido el nexo para toparme con el resto de las personas que compartieron conmigo sus vidas, mis amores siguientes, mis tres grandes amores.
M.J., LA AMISTAD con mayúsculas, y lo que fue en su momento una de mis más serias pasiones; conflictiva por la edad, pero reconvertido actualmente en algo extraordinario. Pena que nos separen más de quinientos kilómetros.
C. me hizo conocer a una persona de Madrid, I. ; gracias a I., el resto de mis amores fueron presentándose en mi vida de forma mágica. Deseo también devolver todo lo positivo que me ha ofrecido la capital, una ciudad con mucho color, Madrid, la ciudad que me envolvió hace ahora 12 años y de la que no me quiero desprender nunca. Me sedujo tanto con su cálido abrazo que me enamoró. Ahora difícilmente podré marcharme a vivir a otro lugar.
I. me hizo descubrir a A. mi gran amor importante, pero no el último ni el más especial. Esta relación y la ruptura final me lanzó de golpe a una etapa crítica, pero muy importante en mi vida, ni más buena ni peor que otras etapas. Me hizo conocerme, sacar la esencia de lo que yo era, por eso tal vez nos alejamos, y no me pesa ahora porque crecí y maduré. Ahora confieso públicamente que conocer a esa persona y alejarme después, fue una de las cosas más trascendentales que me han ocurrido... Si ahora siguiera viviendo aquella vida, no habrían aparecido muchas otras personas importantes, mi gran amigo J. entre otros y mi hermana pequeña, mi mejor confidente.
También florece en ese momento, de entre los escombros en los que me estaba convirtiendo por entonces, UN HADA, la dulzura personificada. Me robó el corazón sin más reservas, con prisa, con pausa y con la ternura de una madre. Me sostuvo cuando casi estaba cayendo por el precipicio, me soportó entre sus manos mientras lloraba amargamente por un pasado que escocía y me dio todo lo que era y tenía para que fuera la persona más feliz del mundo. Y así fue, mi etapa con esa persona ha sido una de las más felices de mi vida, o tal vez la más feliz. Quiero que lo sepa, que sea consciente y no se engañe por las apariencias ni por mi actitud en algunos instantes de este período. Período a veces tormentoso, pero casi siempre apasionado, intenso y placentero.

Pues nada, quiero dar las gracias a todos ell@s porque han formado parte de mi vida y seguirán siendo importantes en ella. Y lo quiero gritar al mundo, aunque haya gente cercana que intente convencerme de que mi forma de pensar al respecto y ver el mundo, es un fallo de mi sistema. Todos los seres humanos que he amado en un momento de mi trayectoria seguirán en mi corazón, no saldrán. Mi deseo para este nuevo año 2010 es que los que se fueron o alejaron voluntariamente estén ahí, muy cerquita SIEMPRE. Así sea...

2 comentarios:

ralladuradelimón dijo...

Cada una de las personas que tienen papel en nuestra vida nos hace como somos y nos conduce por uno u otro camino. El truco está en saber apreciarlo y cribar los malos recuerdos aunque sea "después de" y no "durante". Que se cumplan tus deseos.

Zaen dijo...

Es una entrada muy pero que muy personal, por tanto no voy a opinar sobre lo que has escrito. Solo escribiré que este año 2010 es el año de la Unesco, de la diversidad biologica, del mundial de futbol,... es un año cargado de buenos proyectos. Y la vida, como tal, es un proyecto mas. Bienvenida al club de los buenos deseos del 2010.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...