domingo, 10 de abril de 2011

Mentiras...


Cédeme una última mentira,

una mentira última y certera,

una mentira

que sea al fin verdad por un instante

en un afán de única verdad,

aunque mentira.

Una mentira de peso que me aplaste

todas las verdades escondidas,

mentira que se agite entre mis labios

como besos últimos de despedida.

No quiero una mentira a medias,

no la quiero,

mejor me das una mentira entera,

una de tantas,

mentira disimulada de tierna sonrisa,

una mentira arriesgada

que me abra puertas y ventanas

para que hoy escape libre y ya no vuelva .

Ofrécemela calladamente,

dámela pronto,

una falsa verdad con afán de ser postrera.

Mírame a los ojos si te atreves

Y grita esa mentira disfrazada.

Esa última mentira que me rasgue el alma

que me ponga en mi sitio verdadero.

Una mentira confiada

como la que se lanza al aire

para concluir un cuento.

Mentiras, mentiras todas, mentiras.

Dame una gran mentira rezagada,

la última mentira, por piedad al menos

que me engulla en la única verdad

verdad indiscutible,

la única verdad, la tuya y la mía.

Eva Trigo Cervera

(11 de abril de 2011)

12 comentarios:

lucia dijo...

mentiras...engáñame una noche más...
Querida Etcétera, ¿que es una mentira en pareja sino una verdad camuflada?
Dicen que en la verdad está la libertad, pero duele, hace daño y te rompre en pedazos.
Dame una mentira que ya me encargaré yo de convertirla en mi verdad.

Anónimo dijo...

No estoy de acuerdo con lo que comenta Lucía. No creo que sea bueno convertir una mentira en una verdad, aunque lo queramos con todas nuestras fuerzas. La mentira segurá siendo mentira y al final hará más daño.
Estoy convencida de que la verdad siempre es mejor a la larga. No consientas que te mientan.

Saluditos Eva.

guille dijo...

Mienteme, dime que me amas, dime que no puedes vivir sin mi.

Al final es una situacion que suele acabar en naufragio.

Etcétera dijo...

Gracias Lucía.... Si las convertimos
En verdad, verdades serán, aunque al pronunciarse sean mentiras "cochinas", pero mentiras al fin. Besitos
"anòmima de saluditos".... No dejaré que me mientan, pero la vida a veces en vez de una gran tòmbola puede parecer una gran mentira.... Haré como tú y me volveré desconfiada.... Qué te parece????,jajajajajajaja
Y Guille, bienvenida al club.... Y gracias por tu comentario.... Pero si podemos, evitaremos que nos mientan cuando nos ofrecen alados y futuros bellos... Hay que ser cauta con los disfraces de los otros.....
Besos a las tres

Etcétera dijo...

Quise decir "halagos".... Este mòvil tiene vida
Propia y escribe cosas que no piienso, perdòn

Etcétera dijo...

Gracias Mariajosé , ya sabes que eso hago, como siempre.
Y Niebla, ay, Niebla... Ojalá pudiera entender lo que me dices que creo eres tú la que no has comprendido el mensaje del poema, que nada tiene que ver con historias de cazadores ni cazados, de venganzas ni de jugar con fuego, de verdad, no has comprendido el fondo tan blanco del poema y es una lástima, pero bueno, cada un@ que interprete lo que desee, que para eso están los versos. No dice que lo vivido, el pasado haya sido una mentira, eso está claro en el poema, sólo piden sus versos atrapar lo vivido en un último suspiro, una última escena,……..Y por supuesto aclarar algo fundamental, que la VERDAD sólo la saben l@s implicados y el oscuro de una calle… que me pregunto yo que a quién le importan las verdades de otros….a nadie más que a dos
Gracias por tu visita Nievla
BEsos

guille dijo...

Yo había entendido muy bien lo que escribiste.

Por eso utilice la escena de Johnny Guitar, en la que le pide que le mienta.

Creo que es la misma situación que tu planteabas.

Etcétera dijo...

Sí Guille, lo has entendido perfectamente... es una demanda de una última mentira para saldar una historia, igual que hace Johnny, pero sin arrastrarse mucho, es como dejar buen sabor de boca en el "The end" de un western....pero parece que los versos se tienen que explicar y los versos no se explican, se sienten o no se sienten.
besos y gracias de nuevo por tu comentario.
EVA

silbante dijo...

Eva, mejor verdades verdaderas, son igual de aplastantes y no queda la duda. Que una mentira es una verdad a medias.
Un beso :)

Etcétera dijo...

Sí, Silbante, verdades
Verdaderas siempre.... pero como johnny, a veces el ser humano pide una última mentira de consolación.... Yo no quiero mentiras en mi visa, no, no.... Peronen este poema hay que ahondar un poquito más para llegar a la esencia.....
Gracias por tus palabras y besos

JacquesPR dijo...

Aráñame el torso con tus palabras
Hazme sentir las inserciones en mi cuerpo
De los dardos que tu bífida apéndice
Me lance con subterfugios y oscilante penduleo
Mas sin vaivenes, de frente y a dolor
Sea la falacia redomada y muera en ello…
Gracias Etc…un placer…Bsts.

Liar dijo...

Me he pasado por el blog de casualidad. Los versos son realmente preciosos... aunque por experiencia se que al final, todo lo que e mentira sigue siendo mentira y que, como tal, nunca tendra un buen final. Si bien es verdad que la verdad no le importa a nadie, solo se desea ver aquello que nos muestran, es complicado no esperar de los demas todo aquello que fingimos ser.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...