domingo, 3 de julio de 2011

QUISIERA ESTAR CONTIGO PARA NO HABLAR DE NADA...


De nuevo ante la pantalla en blanco, vacía de todo, hoy más que nunca; malherida de muerte, de ojos y de oídos, como el que ve y escucha sin previo aviso el horror de un homicidio voluntario.

QUISIERA ESTAR CONTIGO PARA NO HABLAR DE NADA. Mirarte fijamente detrás de las pupilas y rebuscar lo cierto de todas tus palabras. Escudriñarte para buscar motivos, causas y azares de esta ausencia de todo, y disculpar a los esperpénticos seres que nos hirieron tanto.

Entrar y salir de este corazón mío, y limpiar nuestras almas cansadas de sentir la crueldad de otros. Sus manchas nos mancharon, y esas manos sucias de venganza infinita colocaron un pañuelo mugriento sobre tus ojos de luz y te empujaron al abismo…

QUISIERA ESTAR CONTIGO PARA NO HABLAR DE NADA. Escuchar los latidos y besos nuevos siempre, y desechar maniobras perversas de almas desalmadas. Sólo quiero la trama ardiente de nuestras manos bajo sábanas almidonadas y llenas de blancura. Esa blancura de mi risa espontánea que adorna mis ojos cuando te escucho, mientras te vivo con la euforia de una niña plena de ilusiones.

Alejar las desafinadas palabras que nuestros oídos escucharon un día, y que no hieran, maltrechas e inoportunas, la historia por forjar. A veces debo hacer de tripas corazón, porque justo ahí, entre el corazón y las tripas, me han dado un golpe, de los que llaman bajos, máscaras que desconozco y no quisiera pasaran por mi lado para no reconocer en ellas el dolor de un desgarro…

QUISIERA ESTAR CONTIGO PARA NO HABLAR DE NADA. No hablar de nada y hablar sólo lo suficiente.

6 comentarios:

nieves dijo...

Estar sin hablar.
Estar y sentir.
Estar y SER.
La palabras son tan cansadas y aburridas a veces, tantas veces, la mayoria de las veces....Demasiado miedo al Silencio.
Un abrazo
Nieves

silbante dijo...

A veces no es necesario hablar.
Me gusta el silencio y con frecuencia no puedo evitar pensar que hay muchos alguienes que solo hablan porque tienen boca.
Un beso Eva.

marta dijo...

cuando mordernos la lengua no es bastante, solo cabe esperar que las horas anden refugiandose de las tormentas... sigue escribiendo...

Etcétera dijo...

Gracias Nieves... El silencio siempre es la mejor opción cuando sentimos que la palabras pueden desgarrar el alma. Afortunadamente también las palabras pueden tener la mágica capacidad de redimirnos y de enmendar agravios... me alegra saber tantas cosas dichas en silencios llenos de perdones. Gracias y BEsos

Gracias Silbante... Tienes razòn... Hay "alguienes" a los que deberían borrarles del rostro eso que llaman boca... Preciosa palabra para que de ella salgan vocablos a veces feos.... Todo lo que decimos debería ser bello. Besos

Y muchas gracias también a ti, Marta.... Seguiré escribiendo sin morderme la lengua. Haré remolinos en el aire con palabras y frases..... Y que tú lo leas.

Zaen dijo...

¡¡¡¡OPA MUJER!!!! Que retorno más bello he tenido, despues de tanta ausencia en tu blog me sumergo en palabras "delicatessensssss" (o como narices se escriba). Este tiempo de silencio en que te has envuelto viene cargadito de arte.

Mil abrazos Duende.

Anónimo dijo...

De nuevo entro en tu blog para sorprenderme positivamente.
No te preocupes de los que asesinan de forma voluntaria, tarde o temprano tendrán un castigo merecido.
Sigue deleitándonos con la expresiòn de tus emociones.
Saludos
M.C.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...